en Alpinismo

Los Cholos

david-bautista-en-el-primer-largoJavier Sáenz y Ángel Bengoechea son los cholos, una de las cordadas míticas de los Picos de Europa donde han abierto infinidad de itinerarios siempre buscando las paredes más verticales y el máximo compromiso. Sus rutas son temidas y obligadas y el nombre de la cordada, dado el caracter reservado y alejado de los focos de sus miembros, se ha convertido en una leyenda entre los farallones calizos de la Cordillera Cantábrica.

Todos los que escalamos en los Picos de Europa hemos oído hablar de los cholos pero sólo unos pocos han repetido sus rutas. En sus itinerarios se demuestra un exquisito sentido de la estética, un gran conocimiento de la roca caliza y de su técnica y un desprendimiento de la seguridad convencional que sólo puede ser realizada por maestros en la materia. Todo el mundo ha oído hablar de rutas como Me vi llorar, Rojo Libanés, La Mala Tierra o Chico Problemático, pero es una pena que algunos excelentes conocedores de los Picos de Europa como Miguel Ángel Adrados caen en la crítica fácil de unos itinerarios que no comprenden. Para entender el estilo en el que los cholos afrontan sus vías hay que repetirlas.

Me da una gran pena que un hombre tan ilustrado como Adrados utilice estos términos sobre algunas de las mejores aperturas de la cordillera; en las paredes de Horcados Rojos -territorio indiscutible de los escaladores cántabros liderados por Sáenz y Bengoechea-: “Sólo las vías Maraya y Rojo Libanés pueden ser recomendables en este trabajo -la nueva guía de Adrados-, orientado hacia las vías más asequibles y seguras de las abiertas en La Cordillera…  Las otras rutas de la pared sur de Horcados Rojos quedan fuera de este concepto. En ellas hay que aceptar ciertos riesgos así como considerar su catalogación con ciertas reservas.”

 david-bautista-en-el-largo-de-7aEn la cara oeste de Torre Cerredo, una de las paredes más grandes y remotas de los Picos de Europa, los cholos han trazado dos itinerarios, uno de ellos, La Mala Tierra, todavía espera una repetición que certifique que esta escalada es una de las más comprometidas de la cordillera. Adrados, lejos de ensalzar la ascensión, la critica y la desplaza hacia el olvido: “La mala tierra, una vía de aventura un tanto extrema y por tanto no apta para aparecer en esta guía.Estos comentarios sobre los más grandes escaladores que ha habido en los Picos en los últimos 20 años me produce escalofríos. Parece que en el fondo de estas críticas sobre la labor de los cholos hay algo más que desconocimiento. Quizá algún día la historia coloque a Sáenz y Bengoechea en el lugar que se merecen dentro de la instauración de la escalada libre y comprometida en pared.

martin-elias-comenzando-el-largo-de-7aPara conocer el caracter áspero e iluminado de las vías de los cholos recurrimos a una ruta abierta hace 19 años en la pared sur de los Horcados Rojos. Déjame vivir es una vía de cinco largos, abierta en invierno y con dificultades obligadas de séptimo grado. Martín Elías liberó soberbiamente la sección clave del segundo largo con una mala caída potencial sobre un spit, mientras manos y pies jugaban por dominar la cabeza en uno de los pasajes más técnicos y obligados de cuantos habíamos escalado en 10 días de peregrinación por las paredes de Picos. Nos costó encontrar los tramos de IV y V grado que los cholos marcan en su croquis y tuve que remontarme a los tiempos en los que no existían los números árabes para entender cómo un septimogradista puede sudar tanto en un paso catalogado como V sup.  David Bautista, un gran escalador de la zona centro, escaló junto a Martín Elías toda la vía a vista y a mí no me quedó otra opción que sobrevivir de seguro en seguro y convencerme, mientras navegaba por la mantenida placa del cuarto largo, que en cuanto alcanzase el siguiente seguro iba a dedicarme a otro tipo de escalada.

 la-cordadaLa vía Déjame vivir es una obra maestra del aperturismo pese a que los tobillos peligren si intentamos hacer en libre el segundo largo -si no, se puede hacer una travesía de tensión ayudado con la cuerda hasta alcanzar una zona más sencilla y mejor protegida-. Los Cholos han dejado de ser una leyenda para convertirse en una cordada sólida, heredera de las mejores tradiciones del aperturismo ibérico, y ahora sus rutas son un reclamo para los momentos de gran forma. Su escalada, a veces incomprendida, es lo más grande que se ha hecho en Picos de Europa en los últimos 20 años.

11 Comentarios

  1. Quiero hacer llegar un saludo muy entrañable desde aqui si es posible, a ese grupo de grandes escaladores que son (LOS CHOLOS),Javi,Cholo,Gema…

    Recuerdo con especial alegria,los dias que pasamos escalando en Peña Santa…

    Siempre es un flasazo conocer y sobre todo compartir con los grandes.Espero volver a saber de vosotros.Un apreton del Caldereta…

Los comentarios están cerrados.